gonzalez-perez-phishing-cibermula

¿Qué es una cibermula?

Los casos de phishing están aumentando de forma alarmante en estos últimos meses y se debe principalmente a dos razones, los ciberdelincuentes usan técnicas cada vez más avanzadas y los nuevos usuarios de aplicaciones bancarias no siempre tienen el conocimiento necesario en seguridad y usabilidad. Lo vemos a diario, por eso en González Pérez sabemos que la información es la herramienta más importante para conocer y, por consiguiente, evitar este tipo de estafas. ¿Qué es una cibermula?

El término cibermula tiene una peculiaridad que la diferencia de otro tipo de estafas, y es que en el caso de las cibermulas, el estafado está cometiendo un delito sin saberlo, en la mayoría de los casos.

¿Dónde va a parar el dinero estafado por phishing?

Seguro que alguna vez te lo has preguntado, ¿qué hacen los ciberdelincuentes con todo el dinero que han estafado por phishing? Para blanquear esas grandes sumas de dinero se usan diversas técnicas, siendo una de esas técnicas el uso de las cibermulas.

El proceso es el siguiente, los atacantes lanzan masivamente correos como spam donde anuncian ofertas de trabajo muy atractivas, cuando las potenciales víctimas responden al correo solicitando más información, la respuesta de los ciberdelincuentes es inmediata, les explican que por realizar una sencilla actividad, van a recibir una cantidad de dinero, pero de esas cantidades ellos sólo se pueden quedar el porcentaje de “la comisión”, el resto tienen que transferirlo a otra cuenta.

Normalmente piden que las transferecnias finales se hagan a través de Wester Union ya que apenas se deja rastro. De esta forma el anonimato del ciberdelincuente queda en la sombra y son las cibermulas quienes se exponen cometiendo el delito. Irónicamente las cibermulas, aunque ganen algo de dinero, son víctimas de estar cometiendo un delito.

Consejos para evitar ser estafado por internet

Como decíamos al principio, la información es la mejor herramienta para comprender que estás siendo víctima de una estafa por internet:

· Sospecha del dinero fácil: en internet, como en la vida real, nadie regala nada, por eso cuando te lleguen ofertas de trabajos sencillos y extrañamente bien remunerados, no confíes en ellos.

· Infórmate del origen: si tienes dudas sobre el origen del mensaje, busca información como por ejemplo el CIF, sede, oficinas, opiniones, etc.

· Transferencias internacionales: todos sabemos que existen fronteras y que cada país tiene su propia legislación, sin embargo en internet todo es más difuso, por eso si alguien por internet te propone tanto recibir como enviar dinero fuera de tu país, asegúrate de lo que estás haciendo.

· Uso de plataformas anónimas: los ciberdelincuentes intentan siempre dejar los menos rastros posibles, por eso cuando te pidan hacer movimientos de dinero por alguna de ellas, sospecha e infórmate bien.

Como acabamos de ver, la información no sólo es importante para no ser estafado económicamente, sino también para no formar parte de un delito.