Nos han requerido por parte de una abogada de Sevilla porque un hombre ha sido acusado de violación por una joven de 22 años. Según la denunciante, que ha tenido la “precaución” de ir al médico para que le hagan un estudio médico forense en donde se demuestra que han habido actos sexuales, ha sufrido una violación por parte de otro joven de 27 años de edad.

En el requerimiento, los padres del joven denunciado por violación, nos han pedido que veamos la posibilidad de recuperar las conversaciones de WhatsApp de la joven con su hijo entre las fechas de un día antes y una semana después de los supuestos hechos, aunque la Policía Nacional ya ha tenido acceso al móvil y no ha podido recuperar las conversaciones de WhatsApp.

Nos presentamos con nuestra máquina Cellebrite  en dependencias judiciales y realizamos en presencia del letrado de la administración de justicia y del abogado del denunciado, la extracción certificada de móvil que conseguimos, sea física del dispositivo LG.

Hemos tenido la suerte de recuperar la agenda de contactos donde aparece referenciado el número y nombre de la denunciante y las conversaciones de WhatsApp que esta misma, borró en presencia del denunciado con la excusa de que le daba vergüenza y que hiciera el favor de eliminarlas.

Una vez extraídas y recuperadas las conversaciones de WhatsApp, se graban en USB y se precintan para su estudio con su Hash Criptográfico.

Hemos conseguido, gracias a nuestra máquina y la experiencia, conseguir la verdad y que una persona denunciada por falsa violación, no sea condenada injustamente.